USCO adelanta intervenciones a la entrada principal de la Sede Central

Ocho molinetes estarán ubicados en la entrada principal por la Carrera Primera. Extensas jornadas de carnetización acompañarán la puesta en marcha de estos elementos. El llamado es a cuidarlos.

La Universidad Surcolombiana implementó el sistema de control de acceso a las instalaciones de la institución a través de la instalación de ocho (8) molinetes. Durante tres semanas se han realizado jornadas para actualizar la carnetización al interior de la casa de estudios.
 
Así lo informó el Vicerrector Administrativo de la institución, Ramón Eduardo Bautista Oviedo, quien señaló que esta medida se llevará a cabo con la inversión de 288 millones de pesos financiados con recursos de planes de fomento del gobierno nacional vigencia 2022.

Explicó que la universidad carece en este momento de ese sistema de control para poder ingresar a sus instalaciones, por lo que se instalaron ocho (8) molinetes en el punto de acceso principal de la Universidad Surcolombiana por la carrera Primera.
 
Para que el sistema sea efectivo, se han realizado extensas jornadas desde la Oficina de Carnetización, y de esta forma, garantizar que todas las personas que ingresen a la universidad, sean parte de la institución, se identifiquen y lo hagan para hacer algo relacionado con los servicios que desde lo misional ofrece la casa de estudios, o para adelantar algún trámite administrativo dentro de la institución.

La medida busca mitigar algunas problemáticas que se están presentando en la institución, entre ellas, la inseguridad al interior de la misma. “El propósito es garantizar seguridad, tener un control en el acceso y actualizarnos con el tema de la carnetización para todos los integrantes de la comunidad universitaria”, afirmó el vicerrector.

También hizo un llamado a la comunidad universitaria para que tome conciencia de que esta medida se establece principalmente para beneficio de todos, principalmente de los estudiantes. “Se usan este tipo de molinetes en muchas universidades públicas y privadas. Hacen parte de una medida precisamente para garantizar el control de acceso y garantizar la seguridad al interior de la universidad”, destacó.

Hizo hincapié en la importancia de cuidar los molinetes, teniendo en cuenta que en otras administraciones esta clase de medidas ya se han implementado. “Hay personas al interior de la universidad que no quieren que hagamos ese tipo de controles, pero vamos a insistir”, aseguró.

Desestimó, igualmente, que, por ser una institución de carácter público, la USCO no pueda tener control de acceso a sus instalaciones. Hay entidades públicas como la Alcaldía de cualquier municipio, o la Gobernación o el Palacio de Justica, que “realizan de manera rigurosa el mismo control… allá no entra cualquiera a hacer lo que quiera, así sean entidades públicas”, dijo.

También garantizó que no habrá ningún tipo de restricción de acceso a quienes requieran ingresar a la universidad, pues el sistema de molinetes incluirá uno especialmente diseñado para personas en condición de discapacidad y otro para la comunidad externa que requiera hacer trámites en la institución. 

No obstante, para ingresar, todas las personas deberán justificar el motivo de su visita y acreditar su rol dentro de la universidad.

Además de estos implementos, ubicados en la entrada principal de la institución por la carrera primera, se está pendiente de adicionar recursos al mismo contrato para instalar uno en la entrada por la Facultad de Economía y Administración, y otro frente a la Clínica de Mediláser. 

La implementación de los molinetes forma parte de un proceso de intervención a la infraestructura y planta física del Bloque de Bienestar al que le estamos apostando este primer semestre, que también incluye las adecuaciones del Salón de Música y la fachada de la Universidad. El plazo estimado para la finalización de estas obras es cerca de tres meses.

Facebook
Twitter
YouTube
Instagram